Después de mucho tiempo debido a las circunstancias actuales, nuestro “hall”, volvía a encenderse con destellos mágicos. No importa que tengamos que controlar la asistencia como en los grandes teatros, ni extremar las medidas de higiene y distanciamiento, los proyectos, aunque sean algo diferente y la ilusión, siguen adelante en nuestro colegio.

Las “seños”, convocaron a través de “La Magia de Aprender” a un viejo conocido como “Salvatorix”, pidiéndole que viniera y trajera si era posible a un personaje mitológico y muy querido entre los niños para iniciar una nueva aventura. Dicho y hecho, nuestro juglar favorito, vino con su siempre inseparable cofre de las maravillas repleto de pistas mágicas, para adivinar quién será el personaje que nos iniciará en una nueva aventura llena de aprendizajes y momentos inolvidables. Después de presentar las tres pistas llenas de color, apariciones y desapariciones, luces y efectos, apareció nuestro nuevo amigo:

“Plis-Plas, el viajero del arcoíris”, un unicornio mágico que nos va a llevar a través del mundo para conocer lugares, costumbres,
tradiciones y un sinfín de aprendizajes llenos de humor y fantasía.

La aventura acaba de comenzar, mira fijamente al cielo y verás la silueta de un unicornio sobrevolando el arcoíris dejando una ráfaga de luces y brillos. Es “Plis-Plas, un unicornio genial”.

Ver también noticia asociada en el Facebook del colegio.